Dieta Dukan y la Fase de Ataque

Todo plan tiene que empezar por alguna parte: la dieta Dukan comienza con una fase de ataque. Dura entre 5 y 10 días dependiendo del peso y el progreso (puede utilizarse la “calculadora de peso real” para obtener un estimado exacto según el caso).

El propósito básico de esta etapa es introducir buenos hábitos alimenticios a la vez que maneja los problemas comunes de consumo excesivo. En muchos casos esta fase es la que presenta la mayor reducción en el peso, pero a medida que pasa el tiempo el cuerpo se adecúa al nuevo régimen y pierde peso en un ritmo más estable.

Los primeros días de la dieta

Los primeros días siempre son los más difíciles porque no sólo se combate contra los hábitos alimenticios pasados sino también con ansias por cosas como azúcar o chocolate. Es bueno mantener de antemano en casa alimentos permitidos para cuando sea que le provoque tomar un refrigerio.

Cuando el cuerpo se encuentra adecuando a la dieta también es común sentir cansancio o fatiga ligeros. Por eso es mejor no realizar mucho ejercicio durante la primera fase. El cansancio y las ansias por los carbohidratos empiezan a desaparecer por lo general a partir del tercer día. Es cuando se empieza a sentir un incremento en la energía.

Asegúrese de comer al menos 3 veces al día en porciones generosas para que no sienta hambre. Las personas experimentadas en los planes de dieta suelen saltarse comidas, pero no es recomendable.

También es durante los primeros días que se pueden sentir los efectos secundarios potenciales de la dieta. Como los productos de proteína pura son bajos en fibra, puede experimentarse estreñimiento. Para evitar este problema consuma salvado de avena o también salvado de trigo para tener un efecto extra, y beba abundante agua.

Otro problema común es el mal aliento, aunque en realidad es un signo positivo en la primera fase porque indica que el cuerpo entró en estado de cetosis. El mal aliento puede solucionarse con el agua o con gomas de mascar sin azúcar.

Reglas de la dieta

Usted puede consumir tanto como quiera de cualquier cosa que esté incluida en la lista de alimentos permitidos.

Un hábito importante que hay que establecer desde el primer día es la ingesta de agua. Evitar la deshidratación y poner a trabajar los riñones es vital en una dieta alta en proteínas como la Dukan. Asegúrese de beber más de 1,5 litros de agua diarios.

El salvado de avena es un ingrediente esencial de la dieta Dukan y se empieza a consumir desde la primera fase. Deben incluirse diariamente 1 ½ cucharadas de salvado de avena en la forma que se desee: solas, con yogur, en muffins, panqueques, etc.

Una regla no relacionada con la alimentación es empezar a hacer ejercicio: una caminata diaria de 20 minutos. A muchas personas tal vez les agrade saber que durante la primera fase no es recomendable exceder esa cantidad de ejercicio diario.

Si tras los primeros 5 días usted ve que no pierde más peso, proceda a la segunda fase incluso si planeaba mantenerse durante más tiempo en la primera.

Alimentos permitidos

  • Res, ternera o conejo magro (picadas con un máximo de 10% de grasas, evite las costillas)
  • Pollo y pavo (sin el pellejo y partes externas de las alas)
  • Jamón (magro y bajo en grasas)
  • Hígado de res, ternera o pollo
  • Cualquier pescado (excepto los enlatados con aceite o salsa)
  • Mariscos y crustáceos
  • Huevos (máximo 2 por día con yema si se tiene colesterol alto; ilimitados si se consume sólo la clara)
  • Productos lácteos (bajos en grasa: menos del 5%)
  • Edulcorantes (excepto los que se basan en la fructosa), vinagre, mostaza, condimentos, hierbas, ajo, cebolla (como condimento), jugo de limón (sólo como saborizante, no como bebida), kétchup libre de azúcar (con moderación), gomas de mascar sin azúcar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *