Que puedo hacer para adelgazar efectivamente?

He aqui algunos consejos para saber que hacer para perder peso de manera efectiva:

Mantenga un plan general. Controle mediante un plan o patrón previamente diseñado todo lo que consume. Pero no sea inflexible ni deje que el “plan” cuadricule su vida: si escoge un día a la semana para tomar cocteles o consumir comidas rápidas con los amigos ello no significa que en cada semana por el resto de su vida este día particular sea el único permitido; lo mismo para los días de alimentación estrictamente nutritiva. Simplemente asegúrese de no perder el control; acostúmbrese a ciertos patrones alimenticios en los que haya un balance, nunca excesos.

No categorice los alimentos

La comida es una necesidad del cuerpo, nada más. Algunos alimentos desafortunadamente son más perjudiciales que benéficos, otros tienen sabores deliciosos, algunos otros son nutritivos. Esto es cierto, pero no hay que sobrepasarse con estas categorizaciones: no separe los alimentos según sus efectos, no considere un alimento una “recompensa” y el otro un “deber”. Conectar los alimentos con las emociones conduce a darles más importancia de la que realmente tienen, vivir en torno a ellos.

Mucha gente se habitúa a aquello de recompensarse (con alimentos perjudiciales) una vez a la semana por haber pasado seis días de dieta estricta. Si usted quiere recompensarse por algo, no tiene por qué hacerlo comiendo. No se logra ningún cambio duradero si se sigue pensando en la nutrición de este modo.

No olvide las porciones

La calidad de los alimentos es tan importante como la cantidad. Acostúmbrese a servir sus comidas en platos más pequeños y menos hondos. Es preferible comer un poco más tras la cena, si aún hay apetito, que llenar un plato y comerlo hasta el final sólo por no dejar sobras, lo cual casi siempre resulta en sobrealimentación. Y no sobrestime los efectos de la visión: ver un plato grande lleno hasta la mitad da la impresión de contener menos comida que un plato pequeño lleno, aunque ambas cantidades sean exactamente la misma.

El diario alimenticio

Llevar un “diario” de alimentos y bebidas es una excelente estrategia para identificar las causas exclusivamente nutritivas del problema. Este método permite mantener un registro de los alimentos y sus cantidades para evaluar los efectos.

También pueden incluirse factores emotivos en este registro. De este modo pueden examinarse los efectos de los estados de ánimo sobre la alimentación (qué comemos cuando estamos contentos, cuando estamos estresados, etc.). Igualmente pueden incluirse factores externos como los días ocupados, las visitas, etc.: qué comemos en las situaciones particulares de nuestra vida y qué efectos tiene ello.

 

La velocidad al comer

En muchos casos ocurre que la velocidad del consumo no se determina por la forma de masticar sino por la rapidez con que las manos llevan alimentos a la boca. Es más común de lo que parece: muchas personas se preocupan más por atiborrar sus bocas de comida que por tragarla. Recuerde siempre masticar lenta y ordenadamente los alimentos. El cerebro necesita tiempo para asimilar la satisfacción del apetito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *