5 formas de reducir la presión arterial alta y perder peso

Se cree que aumentamos de peso cuando comemos más de lo que podemos quemar en calorías. Esta idea convencional no siempre resulta ser verdadera. El aumento de peso también puede desencadenarse por ciertas condiciones de salud como el hipotiroidismo y el uso de drogas prescritas. Por otro lado, existen ciertos riesgos en el sobrepeso.

La presión arterial alta es más común en las personas obesas o con sobrepeso. Se sabe que perder peso tiene la ventaja de minimizar la presión arterial. Perder peso también puede ayudar a reducir la medicación necesaria para regular y controlar la presión arterial.

Una de las maneras más eficaces de perder peso es hacer ejercicio regularmente. Quemar más calorías de las que se consumen reduce el riesgo de cualquier problema de salud. El ejercicio común por lo menos durante 30 minutos cada día puede ayudar también a reducir la presión arterial y a fortalecer el corazón.

Se puede perder peso y minimizar la presión arterial en 5 formas sencillas:

  • Más frutas y vegetales.

Una dieta vegetariana puede minimizar la presión arterial y defender al cuerpo contra ella. Ni siquiera es necesario adherirse a una dieta estrictamente vegetariana. Consumir más frutas, vegetales y productos bajos en grasas puede contribuir a reducir la presión arterial.

  • Evitar los alimentos ricos en sodio

La mayor fuente de sodio que puede afectar la dieta es la sal incluida en los alimentos empacados y procesados y en comidas de restaurantes. Los estudios han mostrado que la alimentación con altos contenidos de sodio aumenta los niveles de presión arterial en algunas personas. De hecho, se ha demostrado que a menor sodio consumido mejor control de la presión arterial incluso al consumir medicación.

  • Minimizar el consumo de alcohol

Beber grandes cantidades de alcohol causa incrementos en la presión arterial que se agravan con el tiempo. El alcohol también posee calorías en cantidad, responsables del aumento de peso.

  • Hacer ejercicio

El ejercicio aeróbico regular como caminar o correr entre 20 y 30 minutos todos los días puede disminuir la presión arterial, aunque el resultado no es tan notable entre los adultos mayores. Para mantener esta ventaja, hay que continuar haciendo ejercicio. También es eficaz para mantener o bajar el peso.

  • Mantener una dieta balanceada

El potasio y el calcio juegan un papel significativo en la regulación de la presión arterial. Los bananos, los fríjoles, el tofu y las papas son todas ricas fuentes de potasio. Pruebe batirlos o cocinarlos junto a vegetales. Evite hervir porque el potasio se filtra en el agua durante el proceso. En cuanto al calcio, un adulto común necesita al menos 1000mg de calcio diarios. Beber leche antes de dormir es una buena alternativa.

Algunas personas pueden no ser conscientes de las calorías que consumen todos los días. Nunca subestime la comida que ingiere porque es muy importante llevar un control del consumo. Llevar un diario de alimentación es la mejor manera de saber lo que consume cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *